¡Desintoxica Tu Organismo Con Agua De Peras!

Detox

A veces, la cantidad de información sobre la forma de eliminar toxinas en el organismo puede ser abrumadora.  Así se sentía Liliana cuando habló conmigo en su casa: abrumada.  Liliana sabía que era importante desintoxicarse con regularidad, pero no sabía por dónde empezar.

La escuché durante varios minutos. Luego le expliqué el poderoso sistema de desintoxicación de nuestro organismo.  Sin embargo, siempre podemos ayudar con nuestra alimentación y con una vida activa.

Estuvimos charlando sobre varias alternativas de nutrición para desintoxicar el organismo para seleccionar la mejor para ellas.  Entonces recordé los beneficios del agua de pera.

Aparte de sumarse a mi reto #YoPuedo, Liliana me expresó que prepararía el agua de pera porque le encantan y por sus beneficios.

eliminar-toxinas-con-agua-de-peras


La desintoxicación del organismo


El cuerpo humano es una máquina maravillosa que tiene la capacidad de eliminar toxinas por sí mismo.  Es una tarea natural que permite el funcionamiento óptimo de todos los órganos y asegura una vida sana.  El principal sistema de desintoxicación es el excretor.

Varios miembros y partes del cuerpo se unen para expulsar los desechos, sustancias tóxicas y exceso de nutrientes.  En los órganos de este sistema están: el hígado, los pulmones, los riñones, el intestino grueso y la piel.  Cada uno filtra y expulsa toda clase de toxinas del  organismo.

La piel es el órgano más extenso y ayuda a la eliminación de sustancias tóxicas a través de las glándulas sudoríparas.  El sudor no solo regula la temperatura corporal. Al pasar por las glándulas, arrastras desechos y toxinas.

El hígado filtra y escrita hormonas, desechos, drogas (como las medicinas), químicos y también sustancias extrañas.

Por su parte, los pulmones limpian el cuerpo de dióxido de carbono, el gas producto de la respiración celular.

Los riñones son la “planta de tratamiento de agua” del cuerpo. Funciona a modo de filtros que limpian la sangre y eliminan esos desechos al orinar.

El intestino grueso es el más obvio del sistema excretor, porque transforma los desechos en heces para expulsarlos.

Así se purifica el organismo, cada día durante 24 horas, incluso cuando dormimos.

El problema es que, debido a los excesos que cometemos o las sustancias a las que nos exponemos, esos órganos pueden necesitar ayuda para mantenerse en funcionamiento. Cuando hablé con Liliana, se entusiasmó al conocer más su cuerpo y las cosas que era capaz de hacer.

También me preguntó en qué consistían las toxinas y cómo algunas bebidas, como el agua de peras, podían ayudar a desintoxicar.

Qué son las toxinas


Las toxinas son productos químicos que encontramos a nuestro alrededor.  Las tocamos y las ingerimos. Y hasta las respiramos. Todo, sin darnos cuenta.  La mayoría de las telas que nos rodean, tienen un recubrimiento químico para retardar el fuego.

Los limpiadores y desinfectantes también están llenos de sustancias químicas con las que estamos en contacto permanente.

Las comidas procesadas contienen una serie de aditivos que son tóxicos y más si se consumen con mucha frecuencia.  Aceites hidrogenados, sucralosa, colorantes, glutamato monosódico, diferentes extractos, entre otros.

Varios de los vegetales y frutas que llegan a nuestra mesa también los rocían con pesticidas y químicos para evitar infestaciones de insectos, mohos y bacterias.  Los envases que se utilizan para contenerlos tienen una sustancia llamada bisfenol-A (BPA).

Si hablamos de productos de cuidado personal también contienen sustancias y aditivos dañinos.  Jabones, champús, cremas dentales, maquillajes, etc., son elaborados con sustancias que, en muchos casos, producen reacciones alérgicas.

Hasta el agua que consumimos es tratada con cloro, fluoruro y medicamentos y otros químicos.  Como ves, nuestro cuerpo está expuesto continuamente a muchas más toxinas de las que imaginamos.

Por eso debemos hacer todo lo posible por ayudar a nuestro organismo a mantenerse desintoxicado y en funcionamiento.  Se trata de limpiar y restaurar al cuerpo a su estado natural.

Si sientes falta de energía, acné, cansancio, caída del cabello, pérdida de peso, uñas y cabello quebradizo o alergias, quizá sea el momento de desintoxicarte.

agua-de-peras-para-desintoxicar


Agua de pera para desintoxicarte


Las peras son unas frutas maravillosas. A su sabor dulce y jugoso se une un excelente poder nutritivo.  Son ricas en antioxidantes, flavonoides y fibra dietética. Y todo eso por solo 58 calorías en 100 gramos, sin grasas y sin colesterol.

Liliana me dijo que le encantaban las peras. Por esto se sintió tan atraída por probar agua de esta fruta para desintoxicarse.  El agua de peras es hidratante por excelencia ya que se compone de 84 % agua.

Ayuda a eliminar las toxinas del alcohol por lo que evitan o disminuye la resaca.  También regula la digestión y coadyuva a la excreción de sustancias tóxicas, es decir, desintoxica.

De acuerdo con la Base de Datos Nacional de Nutrientes del USDA, una pera mediana (aproximadamente 178 gramos) contiene:

  • 101 calorías

  • 0 gramos de grasa

  • 27 gramos de carbohidratos (incluidos 17 gramos de azúcar y 6 gramos de fibra)

  • 1 gramo de proteína


¿Qué más puede hacer el agua de peras por tu salud?


Liliana me preguntó “¿Hasta dónde llega el poder detox de la pera? ¿qué más puede hacer?”  Me extendí para explicarle, dado su interés en la fruta.

Te mantiene joven


La pera tiene muchos tipos de antioxidantes, los que evitan el envejecimiento prematuro por la acción de los radicales libres.  Es rico en antioxidantes. Esto lo protege del envejecimiento prematuro por la oxidación excesiva, ayuda a prevenir la absorción de radicales libres y actúa en su cuerpo.

Además de estar lleno de beneficios, el agua de pera es baja en calorías y 100 gramos de esta fruta contienen 58 calorías.

Limpia tus intestinos


La pera tiene un alto contenido de fibra dietética. Ese nutriente ayuda a mejorar la salud al regular la función de estos órganos.  La Junta de Alimentos y Nutrición del Instituto Nacional de Medicina estableció una guía para el consumo de fibra.

Para menores de 50 años: Hombres, 38 gramos diarios y mujeres, 25 gramos.  En el caso de mayores de 50 años: 30 gramos por día y las mujeres, 21 gramos por día.

Lamentablemente, en Estados Unidos la mayoría de la población no consume ni 50 % de la fibra recomendada para cada día.  La forma más fácil de aumentar la ingesta de fibra es aumentar el consumo de frutas y verduras.

Otro aporte de la pera es que te protege contra la diverticulosis.  Esta es una enfermedad que consiste en bolsitas que se inflaman e infectan en el revestimiento del intestino.

Te protege del colesterol


La fibra de la pera es soluble en agua es decir que se convierte en gel durante la digestión.  Eso indica que es útil para combatir la acumulación de colesterol en tus arterias o en órganos vitales.

Produce sensación de saciedad


Comerte una pera de tamaño medio o un vaso de agua de peras en la tarde, consumirás alrededor de 6 gramos de fibra soluble.  La sustancia viscosa que resulta de este tipo de fibra se adhiere a los intestinos, por lo que te sentirás con saciedad por más tiempo.

Ayuda a perder peso


Como contienen menos de un cuarto de la recomendación diaria en fibra y al mantener la sensación de saciedad por más tiempo, te ayuda a bajar de peso.  Consumir suficiente fibra ha demostrado que mejora el esfuerzo por disminuir de peso.

Previene la gripe


La pera contiene vitamina C, nutriente indispensable para el sistema inmunológico.  Justo es el que protege el organismo contra el ataque de virus, bacterias y otros patógenos.

Mantiene tu cuerpo activo


En la pera puedes encontrar una fuente rica en potasio.  Este mineral es el responsable de regular el mecanismo de contracción y relajación de los músculos.  Además, se ocupa de mantener una hidratación adecuada.

Como ves, la pera ofrece múltiples beneficios a tu salud si las consumes de forma regular.  El agua de peras mantiene alejadas a las toxinas y evita la inflamación.  La hidratación que recibes del agua de peras, ayuda a transportar sangre, oxígeno y nutrientes por todo tu cuerpo.

receta-de-agua-de-peras


Recetas de agua de peras


Preparar el agua de peras es muy sencillo y te muestro dos recetas distintas para que decidas cuál te gusta más.

Agua de peras en rebanadas


Para la primera solo necesitarás:

  • Dos peras cortadas en rebanadas.

  • Una ramita de canela.

  • El juego de un limón.

  • Un litro de agua purificada.


En el litro de agua purificada, coloca las rebanadas de pera, la canela y el limón.  Deja reposar la bebida en el refrigerador por unas seis horas.  Bebe un vaso de 250 cada tarde.  La bebida durará aproximadamente cuatro días en tu nevera.

Puedes endulzar cada vez solo un poco con un endulzante natural. Aunqur yo la recomiendo así, al natural.  También puedes comer las rebanadas en la medida en que bebes el agua.

Agua de peras molidas


Para preparar esta agua de peras puedes pasar una pera por el procesador de frutas, junto al jugo de un limón.  Le agregas dos tazas de agua y, si lo deseas. Aunque puedes tomarla sin nada.

Liliana me comentó que lo probaría de ambas formas.

Espero ver pronto sus resultados al someterse a mi programa #YoPuedo para mejorar su salud y su estilo de vida.

“Si te ha gustado este artículo y tienes un interés sincero en aprender cómo puedes vivir más sano, me gustaría regalarte una copia de mi último libro #Yo Puedo con la Dra Cocó.

Pulsa Aquí para tu E-book Gratis, llegará a tu email en unos momentos.