Descubre Como tu Cerebro Se Beneficia De Esta Poderosa Raíz

Hoy quiero
hablaros de una súper especia, la Cúrcuma, un secreto picante, delicioso y
medicinal originario del Asia Lejana y que forma parte esencial de la medicina
y la gastronomía china tradicional y la Ayurveda.


Gaby, una amiga
muy querida e incansable viajera, llegó hace unos días de la India, trajo
muchos recuerdos y obsequios para la familia y a los amigos. A mí me regaló una
hermosa especiera tallada en madera oscura repleta de cúrcuma, además, un libro
de recetas para preparar platillos y remedios con esta fabulosa especie.


Os cuento un
poco de la cúrcuma; es la raíz de la planta cúrcuma longa, nativa del sur de la
India e Indonesia, y además de su uso en platillos orientales clásicos como el
Pollo al Curry y la sopa Rame, entre otros, la cúrcuma tiene poderosas virtudes
curativas que hoy son sometidas a investigaciones en los mundos oriental y
occidental por sus propiedades anticancerígenas.


Además, se le
atribuyen propiedades beneficiosas para combatir el Alzheimer y la Artritis. Mi
preciado libro de recetas dice que la cúrcuma posee muchas propiedades y que
pocas personas aprovechan al máximo sus poderes curativos.


Gaby, que se
llegó de la India enamorada de la cúrcuma, no dejó de hablar de esta
maravillosa especia y pasamos un buen rato enumerando juntas sus beneficios, entre
ellos, que es magnífica para reducir los gases y la inflamación abdominal,
mejorar la digestión, ayuda a digerir las proteínas de los frijoles, garbanzos,
habas y otros granos.


También promueve
un metabolismo equilibrado, mejora la digestión de las grasas, ayuda a eliminar
desechos y toxinas, mejora la flora intestinal, fortalece la función del hígado
y
su desintoxicación, y en este caso del hígado, ayuda a aumentar el flujo de
bilis por lo que puede rejuvenecer las células hepáticas y recarga su capacidad
para descomponer toxinas. Además, ayuda a evitar que el alcohol dañe el hígado.


Purifica la sangre,
refuerza la formación de tejido sano y de tejidos sanguíneos. La cúrcuma tiene
propiedades antiinflamatorias por lo que ayuda a reducir la irritación de los
tejidos. Y la propiedad más importante: contiene curcuminoides, quienes son los
responsables de combatir la artritis, el alzhéimer y el cáncer.


Estos
curcuminoides, son unos poderosos fitonutrientes con propiedades antioxidantes
que contrarrestan los efectos malignos de los radicales libres en el organismo.
Igualmente alivia el dolor, la inflamación y la rigidez causadas por la
artritis. Como anticancerígeno, ha demostrado que puede prevenir varios tipos
de cáncer e inhibir la promoción, iniciación, invasión y metástasis, todo
gracias a su componente principal, la curcumina.


En el caso del Alzhéimer,
la curcumina actúa como desinflamatorio, aliviando en parte las causas que
promueven esta enfermedad, destacó que actualmente se hacen pruebas clínicas
para determinar los efectos de la curcumina en el Alzhéimer.


La curcumina es
el ingrediente antinflamatorio presente en la cúrcuma, responsable del color
amarillo-naranja de la especie en polvo y de muchos de sus efectos medicinales;
en cada 100 gramos de cúrcuma puede haber alrededor de cinco gramos de
curcumina.


1.   Ayuda
a prevenir y combatir el cáncer


turmeric-943628


Nos contaba  Gaby que en la India, la región donde la
cúrcuma entra en casi todos los platillos, son muy escasos los casos de los
cuatro tipos de cáncer más comunes en el mundo occidental, el de colon, de
próstata, mama y pulmón, esto se atribuye en gran parte a la cúrcuma y a su
potente curcumina.


Las
investigaciones han encontrado que la curcumina ayuda al cuerpo a destruir las
células cancerosas para que no puedan propagarse en el organismo. Inhibe la
proliferación de las células tumorales, mejora la función hepática, reduce la
inflamación
, evita la síntesis de una proteína importante para la formación de
tumores y evita el desarrollo del suministro adicional sanguíneo que necesitan
las células cancerosas para crecer.


2.   El
corazón y el cerebro también se benefician con la cúrcuma


ginger-1191945


Las propiedades
de la cúrcuma, alcanzan al corazón y al cerebro ya que inhibe el daño causado
por los radicales libres de las grasas, incluyendo al colesterol que puede
causar ataques cardíacos y derrames cerebrales. Es también rica en vitamina B6,
que se relaciona con la reducción de riesgos de padecimientos cardíacos.


Pero además de
ello, la cúrcuma puede ser protectora contra las enfermedades degenerativas
como el Alzheimer. En la India, de igual manera, son muy bajos los casos de
enfermedades neurológicas como ésta y los estudios señalan que también puede
bloquear la progresión de la esclerosis múltiple.


La curcumina
puede protegerte de las sustancias químicas tóxicas que se encuentran en el
ambiente y, al hacerlo, se convierte en un escudo contra la leucemia infantil.
Puede inhibir la toxicidad de los hidrocarburos aromáticos disueltos en el
ambiente y que son causantes de cáncer.


 Es capaz de reducir el daño causado por la
radiación, evita los daños causados por ciertos alimentos procesados como las
carnes procesadas y los embutidos, los aceites volátiles de la cúrcuma también
tienen propiedades antibacterianas externas por lo que ayuda a prevenir
inflamaciones en las heridas causadas por las bacterias y fortalece la
cicatrización.


Otros estudios
sugieren que la cúrcuma también puede ser beneficiosa para combatir la fibrosis
quística, la enfermedad de Crohn, la diabetes tipo 2, la artritis reumatoide,
la psoriasis, enfermedad intestinal inflamatoria, los cálculos biliares las
cataratas, y ayuda a regenerar los músculos.


3.  
La cúrcuma en la cocina


spices-887348


El punto que no
podía faltar, la cúrcuma en la cocina, para ello debes tomar usar siempre
cúrcuma en polvo y no polvo de cúrcuma o polvos de curry, ya que no contienen
la misma cantidad de curcumina que la primera presentación. La cúrcuma también
viene en forma de suplemento, esto en materia nutricional.


Y especialmente
para ti, quiero presentarte una deliciosa receta en la que la cúrcuma tiene un
papel protagónico:


Sai Ki A La C


Un plato
sencillo, exótico y delicioso que combina las propiedades y sabor de la cúrcuma
con los vegetales. Recuerda preferir siempre los vegetales provenientes de
cultivos orgánicos.


¿Qué necesitas?



  • ½  col blanca
    blanqueada (pasarla por agua hirviendo unos cinco minutos) cortada en juliana.

  • 1 zanahoria grande cortada en bastoncillos.

  • 1 cebolla grande cortada en juliana

  • 2 cebollines (con la parte verde) cortados en
    juliana

  • 1 calabacín o zapallito cortado en bastoncillos

  • 1 pimiento rojo cortado en juliana

  • 1 ramillete de clilantro cortado menudamente.

  • 1 cucharadita de cúrcuma en polvo

  • Sal marina y pimienta al gusto

  • 1 cucharada de aceite de coco


¿Cómo lo prepararás?


Saltea en un wok
con el aceite de coco los vegetales comenzando con la zanahoria y la col, luego
agrega la cebolla, los cebollines, el zapallito y el pimentón; por último, el
cilantro. Añade la cúrcuma y revuelve con una cuchara de madera hasta que se
combinen todos los ingredientes. Añade la sal y la pimienta al gusto.


Sirve con arroz
blanco, papas cocidas o solo. Se come tibio o caliente. Pruébalo y verás por
qué la cúrcuma es uno de los platos que más me encantan.


Si te ha gustado este artículo y tienes un
interés sincero en aprender cómo puedes vivir más sano, me
gustaría regalarte una
copia de mi último libro #Yo Puedo con la Dra. Cocó.


Pulsa Aquí para tu
E-book Gratis
, llegará a tu email en unos momentos.


Si la página te da un mensaje de error es
porque no has entrado la dirección bien. Vuélvelo a intentar, asegurando no
haber dejado ningún espacio antes, después o entre las letras de tu dirección



Referencias: