Descubre Las Mejores 5 Frutas Tropicales

El tema de hoy
es fresco, exótico, sano y delicioso como son las frutas tropicales. Específicamente
hablaré de cinco de ellas que contienen muchos nutrientes, elementos saludables
y además son muy beneficiosas para prevenir enfermedades.

En mi grupo de
caminatas estamos convencidos de que las frutas tropicales son un aliado
maravilloso para reponer energías y fluidos después de hacer nuestros
ejercicios diarios, así que después de caminar en el parque y culminar nuestra
rutina de gimnasia comemos nuestros mangostanes o bebemos agua de coco.

Algo importante
de tener siempre presente es que debemos consumir las frutas lo más naturalmente
posible, con un mínimo de procesamiento, por ejemplo en en el caso del aceite
de coco, y nada de añadir azúcar refinada o endulzantes que nunca son tan
naturales como dice la etiqueta.

Las bebidas
deportivas
que se publicitan como bebidas a base de extractos naturales de
mangostán, por ejemplo, no lo son, así que cuidado. Estas bebidas comerciales
contienen montones de colorantes y saborizantes artificiales que son dañinos
para la salud aun cuando en el momento nos sacien la sed y nos repongan el
líquido perdido durante el ejercicio.

1.  
Coco revitalizador

coco-607349

El coco es
llamado en Filipinas El Árbol de la Vida, y no es para menos, los filipinos
utilizan todas las partes de esta planta, el fruto, las fibras, las palmeras,
el tronco, las flores, todo. El aceite de coco es extraído de manera natural
resultando un producto muy sano y nutritivo, no así el que es procesado
industrialmente que contiene numerosos componentes para preservarlo que hacen
daño a nuestro organismo.

El aceite de
coco sin refinar es muy beneficioso para nuestra salud y ha sido un alimento
básico en las culturas tropicales desde tiempos antiguos, demostrando ser muy
saludable. Una muestra de ello es la investigación realizada en la década de
los años 30 por el Dr. Weston Price en las poblaciones del Pacífico sur.

Price encontró
que los nativos, quienes consumían grandes cantidades de aceite de coco, así
como la fruta fresca, eran esbeltos y muy sanos a pesar del consumo de grasas
animales, y las enfermedades cardíacas eran sumamente raras entre ellos. De
manera que el aceite de coco es más saludable que otros de origen vegetal como
el de maíz, soya, cártamo, canola y girasol, manteniéndose al margen sólo la
oliva extra virgen.

Otro punto en
contra de los aceites producto de procesos de refinación, es que por su alta
demanda en el mercado son elaborados con plantas transgénicas, lo que los hace
más peligrosos para nuestra salud.

En el caso del
agua de coco, es la más indicada para hidratarte, ya que contiene la misma
cantidad de electrolitos que nuestra sangre. De manera que es superior en
efectos positivos para tu cuerpo y más económica que las bebidas
revitalizadoras comerciales.

2.  
Aguacate
energía baja en fructuosa

appetite-1238256_1

Esta deliciosa
fruta, que a mí me encanta en ensaladas acompañado con tomates frescos, aros de
cebolla, rodajas de pepino y hojas de lechuga; es nativo de América Central,
pero ya es cultivado en toda la cuenca del Caribe y en Estados Unidos, en los
estados de Florida y California. Entre sus beneficios destacan la protección
que aporta al hígado, su alto contenido de potasio, superior incluso al del
plátano que siempre se ha presentado como el rey del potasio entre las frutas.

Es rico en grasas
monosaturadas, por lo que se quema fácilmente con el ejercicio físico, es
desinflamatorio y promueve la salud cardíaca, es una grasa saludable que no debe
faltar en tu menú semanal, y digo semanal porque no recomiendo comerlo todos
los días, ya que podría generar alergias.

Y atención, el
aguacate, gracias a su cáscara gruesa, está protegido de los pesticidas y
abonos químicos, por lo que es seguro comerlos aun cuando provengan de cultivos
convencionales.

3.  
El milagroso ojo de dragón

dragon-eye-1938190

Esta exótica
fruta nativa de China es de un color café amarillento y tiene una dura cáscara,
está muy relacionada con el lychee, pero es menos jugosa, su más famosa
propiedad es que es neutralizadora de venenos. En Vietnam la han utilizado como
antídoto contra mordeduras de serpientes durante muchos años.

A esta fruta se
le atribuyen propiedades relajantes, anticancerígenas y antioxidantes, contiene
hierro, potasio y vitaminas A y C. Es difícil conseguirla en el supermercado,
te recomiendo buscarlas en tiendas asiáticas.

4.  
Los jugosos y aromáticos mangos

mango-642957_1

Los mangos son
deliciosos para comerlos en su forma natural, en ensaladas y cocteles de
frutas, como jugo o batido; como sea que lo consumas encontrarás una rica
fuente de vitaminas A y C, algunas del grupo B, ácidos omega-3, betacaroteno y
polifenoles.

El mango es
originario de la India y Burma pero se ha extendido al sur de Asia, América
Central y del Sur, la Península Arábiga y África. Existen más de mil variedades
en todo el mundo. Pero cuidado, no se deben consumir en grandes cantidades ya
que tienen un gran impacto calórico, pues por cada 100 gramos estarás
consumiendo 75 caloría, siendor una de las frutas con mayor contenido de fructosa.

5.  
Mangostán contra el cáncer

mangosteen-811154

Esta fruta es
muy exótica, se encuentra en los países tropicales de Asia como Tailandia,
Malasia, Vietnam, India y Filipinas, pero también en Hawaii y el norte de
Australia. Conseguirla es complicado, sólo en tiendas asiáticas e incluso por
internet se pueden comprar.

Según estudios
realizados a esta fruta, tiene el poder de matar las células cancerígenas, pero
debe consumirse en su estado natural y rechazar las bebidas y brebajes de
mangostán ya que están cargadas de azúcar, ingrediente que alimenta a las células
del cáncer, por lo que estos productos derivados podrían causar el efecto
contrario al deseado.

Los nativos de
los países tropicales de Asia ya mencionados, han utilizado las hojas, cáscaras
y corteza del mangostán para tratar la cistitis, disentería, males
intestinales, diarreas, prurito, eczemas y para bajar fiebres. Con la corteza
preparan una infusión para curar enfermedades genitourinarias, aftas y
estomatosis.

Yo siempre
incluyo estas frutas en mi alimentación, bien sea en ensaladas, como meriendas
o parte de un delicioso desayuno. Y como os deje al principio, me encanta
mantenerme hidratada con el agua de coco.

Si te ha gustado este artículo y tienes un
interés sincero en aprender cómo puedes vivir más sano, me
gustaría regalarte una
copia de mi último libro #Yo Puedo con la Dra. Cocó.

Pulsa Aquí para tu
E-book Gratis
, llegará a tu email en unos momentos.

Si la página te da un mensaje de error es
porque no has entrado la dirección bien. Vuélvelo a intentar, asegurando no
haber dejado ningún espacio antes, después o entre las letras de tu dirección

Referencias: